Contact Information

El Gobierno nacional cancelará una deuda pública por 7.190 millones de dólares por el vencimiento del BONAR X, y representa el de mayor volumen que afrontarán las finanzas públicas en 2017.
De ese total, unos 6.938 millones corresponden al capital y unos 250 millones a intereses de la última amortización semestral del título.
Para financiar parte de esta erogación el Ministerio de Finanzas colocó la semana pasada dos nuevos Bonos del Estado nacional por 1.760 millones de dólares con vencimientos en 2025 y 2037, con tasas de 5,75 por ciento y 7,625 por ciento, respectivamente. 

En esa colación, del título a 8 años se tomaron 888 millones de dólares, y del instrumento a 10 años se aceptaron 872 millones.
La cartera de Finanzas conducida por Caputo estimó que, tras el pago del vencimiento que opera mañana, al final del día la deuda pública de la Argentina se reducirá en 5.178 millones de dólares.
Sobre el vencimiento total cabe aclarar que una parte de los BONAR X está en poder del Tesoro, que a su vez deberá comprarle al Banco Central unos 5 mil millones de dólares de reservas para completar el pago.
Las reservas del Banco Central alcanzaron el miércoles último su máximo nivel histórico al sumar un monto de 52.689 millones de dólares, superando el récord de 52.654 millones de dólares del cierre del 26 de enero de 2011.
El BONAR X fue uno de los títulos que podían entregarse como pago de las penalidades para ingresar al Plan de Sinceramiento Fiscal.
Sin embargo, fue una opción poco atractiva para los inversores, dado que cuando la AFIP informó en conferencia de prensa los resultados del blanqueo fiscal, el titular del organismo, Alberto Abad, indicó que sólo el 2 por ciento de los pagos recibidos se desembolsaron con títulos públicos.
En otro orden, analistas financieros esperan que el pago del BONAR X pueda impactar en la cotización del dólar billete, presionada en las últimas semanas por el blanqueo y la inminente liquidación de la cosecha gruesa.
El miércoles el tipo de cambio cerró en torno a los 15:50 pesos por dólar, manteniendo la tendencia bajista de las últimas ruedas.