Contact Information

Según los números del Ministerio de Trabajo, en base al SIPA (Sistema Integrado Previsional Argentino) en septiembre pasado hubo 23.569 puestos de trabajo asalariados privados registrados más que en agosto de 2021. Pese a que la economía real ya en agosto superó los niveles pre-pandemia, la recuperación del empleo asalariado privado registrado, el de mejor calidad, está muy lejos de volver el nivel de febrero de 2020. Desde el momento más crítico de la pandemia se recuperaron 149.460  puestos de trabajadores asalariados. Equivale al 57,5% de los empleados asalariados privados en blanco perdidos entre marzo y julio de 2020, durante la cuarentena dura del año pasado.

En septiembre de 2021, la cantidad trabajadores asalariados formales en el sector privado subió un 0,4%, respecto al mes previo (23.569 asalariados formales). Así, acumuló el tercer mes consecutivo con subas en el empleo asalariado privado.

Entre agosto de 2020 y septiembre de 2021, se recuperaron en total unos 149.460 puestos de trabajo asalariados registrados en el sector privado. El número luce significativo, sin embargo, equivale recién a un  57,5% del total de empleo asalariado privado en blanco destruido durante la cuarentena dura. Todavía restan recuperar más de 110.000 puestos de trabajo asalariados formales en el sector privado para alcanzar el nivel pre-pandemia.

Entre marzo y septiembre de 2020, se perdieron 259.845 puestos de trabajo asalariados formales en el sector privado.

Si se toma en cuenta el “empleo formal total” de la base del SIPA (que no sólo incluye asalariados sino también cuentapropistas), entre febrero de 2020 y mayo de 2020 (piso del empleo formal total), la pérdida de puestos de trabajo llegó a los 359.857 puestos de trabajo formales en el sector privado.

Te puede interesar:   Sin nada firmado, Guzmán cumplió con el ajuste del déficit fiscal que le prometió al FMI en 2021

El número de puestos de trabajo formales totales -incluye asalariados privados, públicos, monotributistas, autónomos y personal en casas particulares- se redujo de 12.106.882 a 11.747.025, entre febrero y mayo de 2020.

Mientras que entre junio de 2020 y  septiembre de 2021 hubo una recuperación de 477.030 puestos de trabajo. En otras palabras, se superó el nivel pre-pandemia. Así, el número de trabajadores formales está 1% por encima del nivel de febrero de 2020.

En tanto, la recuperación de altas ante el SIPA de empleos cuenta propistas fue mucho más veloz que los trabajos asalariados formales. En septiembre de 2020, el número de monotributistas ya había alcanzado el nivel pre-pandemia. Actualmente está 6,9% por encima del nivel de febrero de 2020 (113.044 cuenta propistas más).

El dato sorprendente es que pese a la crisis, entre febrero de 2020 y septiembre de 2021, se incorporaron al sector público (Nación, provincia y municipios), 127.677 personas. Es decir, se incrementó 4%. Sólo en el mes de septiembre de 2021 el sector público incorporó 10.958 puestos de trabajo asalariados.

El número total de empleados en el sector público de septiembre pasado era de 3.313.700 empleados en los tres niveles de gobierno y el mes previo a la pandemia era de 3.186.023 empleados públicos.

En tanto, entre febrero de 2020 y septiembre de 2021, los autónomos independientes cayeron 5,1% (20.220 contribuyentes menos).

Asimismo, los asalariados de casas particulares registradas ante la AFIP se redujeron 5,8%: pasaron de 500.126 en febrero de 2020 a 471.193 en septiembre pasado, es decir, 28.933 menos.

Como siempre, es difícil saber qué proporción de estos puestos de trabajo se perdieron definitivamente o pasaron a la informalidad. A diferencia de las bajas de los asalariados privados, cuyas bajas ante el SIPA corresponderían principalmente a despidos o cierre de empresas.

Te puede interesar:   Sin nada firmado, Guzmán cumplió con el ajuste del déficit fiscal que le prometió al FMI en 2021

En el mes de septiembre de 2021, los sectores que más puestos de perdieron respecto a febrero de 2020 (pre-pandemia) fueron: Hoteles y restaurantes, que perdió 51.704 puestos de trabajo (-19,5%); Transporte, que perdió 21.643 puestos registrado (-4,1%); Servicios Comunitarios Sociales y Personales con una pérdida de 18.661 puestos de trabajo (-4,9%); Comercio, con una pérdida de 7.246 (-0,7%) y Enseñanza con 4.965 puestos menos (-1,2%), todos utilizando la serie desestacionalizada.

Sin embargo, si comparamos las caídas contra septiembre de 2019 la pérdida de puestos de trabajo se incrementa fuertemente. En especial, en Hoteles y Restaurantes, con una caída en los puestos de trabajo de 52.530. Y en Construcción, con 46.576 puestos menos que en el mismo mes de 2019.

Made with Flourish