Contact Information

La procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó, enfatizó esta mañana que si el Gobierno decide echarla por decreto de su cargo "sería un acto que nos colocaría por fuera del Estado de derecho" y que "suscitaría repercusión internacional".
"Sería un acto absolutamente inválido, como si yo hiciera una resolución destituyendo a un ministro de la Corte" Suprema, cuestionó la funcionaria judicial sobre la posibilidad de ser removida de su puesto por decreto, lo que ya fue descartado por el ministro Germán Garavano, y puntualizó que "tanto la designación como la remoción del procurador de la Nación es parlamentaria con mayoría de dos tercios".
En declaraciones a radio Blue, Gils Carbó volvió a defenderse de las acusaciones por supuestas irregularidades en la compra de un edificio y enmarcó la acusación en los "distintos intentos" del Gobierno por "controlar el Ministerio Público Fiscal".