Contact Information

Según el INDEC, el índice de salarios del total de trabajadores formales creció 2,3% en junio de 2021 (respecto al mes anterior) por debajo del 3,2% de la inflación (IPC-INDEC) de ese mes.  En el acumulado de los últimos 12 meses sólo subieron 43%, muy por detrás de la inflación acumulada para el mismo período (50,2% interanual).

Según lo relevado por el INDEC, los sueldos de los trabajadores del sector privado (registrados) subieron sólo 1,8% en junio pasado (último dato oficial), respecto de mayo. Mientras que la inflación del mes de junio fue de 3,2%. Así, registró el tercer mes consecutivo de caída en términos reales.  En el acumulado de los últimos 12 meses, el índice de salarios del sector privado registrado corre al 45,6% (interanual), también muy por detrás de la inflación (50,2% interanual a junio último). Es decir, registraron una pérdida en términos reales de 3% (interanual).

En el primer semestre de 2021 los salarios privados crecieron 25,4%, mientras que la inflación de ese período fue de 25,3%. Es decir, los salarios le ganaron a la inflación por muy poco.

Sin embargo, si consideramos la evolución del salario privado desde el inicio de la pandemia, se observa que, entre de marzo y diciembre de 2020, los salarios privados habían caído fuertemente en términos reales: aumentaron 18,3% -nominal- y la inflación de ese período fue de 30,5%.

Durante el período marzo de 2020 a junio de 2021, el índice de salarios privados subió 48,4% -nominal- , mientras que la inflación acumulada de ese período fue de 63,5%. Es decir, los salarios privados cayeron 9,3%.

Te puede interesar:   Tres variables a monitorear de cerca: reservas netas, depósitos en pesos y en dólares

En junio de 2021, el índice de salarios públicos subió 4% mensual (0,8 puntos porcentuales por encima de la inflación).

Mientras que el índice de salarios privados no registrados (trabajadores informales) aumentó solo 1,8% -en términos nominales-. Es decir, cayó 1,3% en términos reales (descontando la inflación), respectivamente.

El índice total de salarios del INDEC (que incluye sector público, privado e informales) arrojó en junio una suba nominal de 2,3%, por debajo del 3,2% que aumentó el IPC -INDEC. Desde marzo de 2021 que el índice de salarios –total- no le gana a la inflación mensual.

En los últimos 12 meses el índice total de salarios creció 43% .Mientras que la inflación acumulada de ese periodo fue 50,2%.

Pese a que el Gobierno impulsó que las paritarias pasen de un 32/33% (a inicio de 2021) a negociarse arriba en torno a  45% en los últimos meses. Es muy difícil que en 2021 los salarios puedan ganarle la carrera a los precios.  Ya que los acuerdos salariales se fijan en varias cuotas (escalonadas)  y algunas impactaran en los haberes de los trabajadores recién en el arranque del año 2022.

Ahora, si tomamos como referencia la Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (RIPTE)  – que es un índice que se utiliza para actualizar la fórmula de ajuste  de las jubilaciones y pensiones-  para el período 2012 a 2021, se observa un deterioro en el poder de compra del salario de los trabajadores impactante.

A valor de los pesos de junio pasado, el RIPTE de diciembre del año 2012 era de 105.696 pesos. Mientras que en la actualidad  –junio/21- es de sólo 84.514 pesos. Es decir, el poder adquisitivo del salario RIPTE cayó en 20% (ver gráfico).

Te puede interesar:   Por qué Guzmán necesita acelerar el anuncio con el FMI en diciembre

Si tomamos el período de gestión de Mauricio Macri, el salario real -RIPTE – (descontando la inflación) cayó 21,5%. Pasó de 107.782 pesos a valor de hoy a fines de 2015 (dic/15) a sólo 84.582 pesos en diciembre de 2019.

En tanto, en la era de Alberto Fernández, desde el impacto de la pandemia el salario –RIPTE- sufrió otra fuerte baja: 8,3% en términos reales en sólo 16 meses. Pasó de una remuneración de 92.228 pesos actuales en febrero/20 a 84.514 pesos en junio de 2021.